Acaba con el sarro tomando alimentos naturales

No es fácil. Pero con unos hábitos de limpieza más exhaustivos y teniendo en cuenta algunos remedios naturales podemos mantener nuestra boca alejada del sarro. El sarro es esa placa bacteriana amarillenta que se nos acumula en la parte inferior de los dientes y termina por endurecerse si no la limpiamos a tiempo. La acumulación de bacterias en nuestra boca provoca una inflamación de las encías, que hace que los dientes sean más sensibles y débiles. Con el tiempo podemos padecer una fuerte gingivitis. En el caso de que nuestra cantidad de sarro sea demasiada y ya se haya endurecido junto al esmalte del diente, FamilDent te aconseja que acudas cuanto antes a tu dentista.

Mantener una dieta basada en alimentos ricos en azúcar, con componentes extremadamente acidificantes o con un exceso de grasas, y tomar demasiado café, té negro o fumar son las principales causas de la aparición de sarro. Si bien es cierto que una mala higiene dental también lo provoca, esta no debería ser tan exhaustiva si nuestras costumbres alimenticias fueran más sanas. En cualquiera de los casos, es de vital importancia lavarnos bien los dientes.

Un cepillado perfecto

Antes de proceder lavaremos bien nuestras manos para que las bacterias de las mismas no terminan en nuestra boca. Tendremos que utilizar un cepillo de cerdas medias o suaves, nunca duras, ya que con el tiempo termina por acabar con nuestro esmalte dental. La técnica con la que nos cepillaremos es la que todos conocemos: movimientos circulares sobre todos los dientes durante al menos dos minutos. Lo aconsejable es lavárselos después de cada comida, y también realizar enjuagues bucales, aunque con menos frecuencia pues pueden afectar al esmalte natural. También podemos utilizar hilo o seda dental una vez al día para llegar a todos los recovecos. En resumen: un cepillado de dos minutos al menos tres veces al día y enjuague y seda dental cada noche.

colagefnal

Alimentos contra el sarro

Es fácil pensar que la causa que provoca el sarro es una mala higiene, pero lo cierto es que la causa principal es una mala alimentación. Para mejorarla, y ayudar a nuestros dientes, tomar productos naturales es una buena opción. Los alimentos más recomendados son el sésamo, que contiene mucho calcio, enjuagues de agua de mar, cuyos minerales limpian y hacen fuertes nuestros dientes, las frutas y verduras crudas, como la manzana y aquellos vegetales de hoja verde (lechuga, espinacas, etc), y la arcilla blanca de uso oral, que ayudan al pH de nuestra boca. Así mismo, los enjuagues de aceite de girasol limpian los dientes de manera muy eficiente y elimina toxinas, por lo que se recomienda en infecciones e inflamación de las encías.

Si has cambiado tus hábitos alimenticios y has mejorado tu higiene bucal pero el sarro persiste, y empiezas a notar tus encías más sensibles o la aparición de placa bacteriana, no lo pienses: acude a tu dentista.

 

2 comentarios sobre “Acaba con el sarro tomando alimentos naturales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s